Adornos para fiestas, Tutoriales o DIY

Guirnalda de trapos de cocina

Me encanta dar protagonismo a objetos o materiales poco valorados….. es como darles una nueva vida!!!! Hoy os traigo un claro ejemplo de esta rara afición mía y comparto con todos una idea que seguro os vendrá genial en alguna ocasión: ¡convertir trapos de cocina en una estupenda guirnalda!!!!

La idea surgió cuando estaba dándole vueltas a la cabeza para dar con las decoraciones de nuestra Fiesta Italiana o Trastevere Party. Pensando y pensando qué toque mono darle a la terraza, se me ocurrió que podría recurrir a trapos de cocina de los de toda la vida para montar alguna guirnalda home made…. no sé porque pero la idea de restaurante pintoresco me sugiere trapos de cocina! 🙂

Guirnalda de trapos

Fue así como, aprovechando una de mis visitas al mercado de Vilanova de Cerveira, aproveché para comprar unos trapos monos que me sirviesen de materia prima para mis friki-guirnaldas y, además, después poder utilizarlos en mi cocina. Cuando vi los que os enseño en las fotos me quedé encantada, ya que los quería más bien lisos, sin dibujos ni muñequitos, básicos, para que me combinasen bien con los cuadritos de las mesas.

Guirnalda de trapos

Me compré un par de packs y los extendí sobre la mesa de la terraza para comenzar el momento transformación de trapo a guirnalda. La primera sensación que tuve al verlos fue de un poco de susto porque me parecieron pocos para conseguir guirnaldas lo suficientemente largas… pero al final me puse a montar y me llegaron de sobra, incluso para preparar una mini-guirnalda que coloqué sobre nuestro biombo, como fondo del buffet.

Guirnalda de trapos

El proceso de confección no tiene más ciencia que doblar los trapos en pico y atar los trapos hasta lograr el largo que queramos. Eso sí, si la vais a querer atar, como me pasó a mí, lo mejor es que en los extremos de la guirnalda atéis un cordón o cinta que os guste para que os permita enganchar y hacer un nudo para atarla y que no se os caiga.

Guirnalda de trapos

Tips para pegarla en la pared

El mejor sistema para colgar estas guirnaldas es atarlas a algo, pero si no tenéis donde atar, podéis opotar por pegar en la pared, para lo cual os daré un par de pistas:

  • Pared de piedra: pegad directamente con un poco de silicona caliente. La silicona luego se despega sin problema y no estropea la piedra. Yo lo hice así con una de las guirnaldas de trapos que preparé y aguantó genial: eso sí, pegué a mitad de guirnalda también en la pared de piedra para que tuviese suficiente apoyo con tres puntos de adhesión y aguantó sin problema el peso toda la fiesta!!!
  • Pared normal: no debéis utilizar silicona porque os vais a cargar la pintura, así que en este caso debéis optar por otras opciones como el Blue Tac. Esta pasta se va a despegar del textil del trapo cuando la colguéis porque pesan un poco, así que podéis crear una superfie entre medias, pegando con silicona sobre el trapo un trozo de cartulina y, sobre éste pegar el Blue Tac y a su vez, pegarlo en la pared. A ver si así se os sostiene. Esta operación «sandwich» la he hecho mil veces para pegar en paredes delicadas, pero nunca con trapos, así que no sé si aguantará el peso… si lo probáis contadnos, plis.

Guirnalda de trapos

Nada más por hoy: si queréis ver más detalles de la fiesta italiana podéis consultar éste post y así veréis en su plenitud nuestras guirnaldas de trapitos :-), y si queréis más inspiración e ideas para preparar guirnaldas monas entrad en este otro.

Muchos besos y hasta el próximo día!!!

 

Posts Relacionados

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.