Viaja con Ana

Qué ver en Amsterdam

Amsterdam en 4 dias

Hoy toca irse a los Países Bajos y os llevo de paseo por Holanda…. viajaremos a Amsterdam y os contaré qué podéis hacer para disfrutar a tope de este precioso destino y sus preciosos alrededores que seguro no os dejarán indiferentes :-). Para que el post no sea demasiado largo, lo he dividido en dos partes de manera que en éste os hablaré de Amsterdam y, en otro, de los pueblos con encanto que visitar en sus alrededores.

Desde hace unos años nos hemos propuesto hacer un viaje importante al año en el que llevemos a nuestros 4 hijos a conocer mundo… creo, sin lugar a dudas, que es una de las mejores herencias que podemos dejarle a nuestros hijos, además de los valores y la educación, ¡por supuesto! Así que seguiremos haciéndolo mientras el cuerpo y el bolsillo, aguanten 🙂

Amsterdam en 4 dias

Conocí Amsterdam hace la friolera de 25 años y la verdad es que en aquella visita fugaz a la ciudad ya me había quedado completamente fascinada… recordaba, sobre todo, el ambientazo de sus calles, sus canales y, como no, los dulces, pero no había llegado a adentrarme en las profundidades de esta ciudad tan característica y curiosamente especial.

Quiero contaros nuestra experiencia desde un punto de vista personal, sin soltaros el gran tostón cultural porque hoy en día internet está plagado de recursos, vídeos y guías que, seguro, os ayudarán a preparar un viaje genial. Con mi post pretendo contaros mis recomendaciones y curiosidades de esta zona para que el viaje sea aún más especial… ¡¡¡¡comenzamos!!!!

Curiosidades y cosas típicas

Países Bajos, bajos

Holanda es una de las 12 provincias que componen el territorio de los Países Bajos que reciben este nombre al encontrarse en sus 3/4 partes por debajo del nivel del mar. Entre las 12 provincias destacan dos: Holanda Meridional y Holanda Septentrional. Amsterdam es la capital de los Países Bajos.

Desde que se fundó esta zona hasta la actualidad, los neederlandeses no han dejado de trabajar en su batalla contra el mar y no dejan de mejorar su complejo sistema de molinos, diques y canales que se extiende por todo el territorio y suspueblos y ciudades, de ahi que éstos sean tan típicos en todos ellos.

Si viajas a pueblos como Volendam podrás pasear por su dique y ver in situ el enorme desnivel que existe entre el agua y las casas: te sorprenderás.

El color naranja

Ya sabéis que el color típico de Holanda es el naranja, ¿verdad? Un color curioso, pues no aparece en su bandera por ninguna parte…. parece ser que esta distinción se debe al nombre del que fue en el pasado el líder de las revueltas holandesas, protector y soberano de los Países Bajos durante la Guerra de los 80 años: Guillermo I de Orange – Nassau… y es ese «Orange» el que da color al país, ¿qué os parece?

La bandera de Amsterdam

Parece mentira que en un país tan colorido en naranja, su capital, Amsterdam, tenga una bandera tan sosaina… y es que esas tres cruces que son uno de los símbolos de la ciudad también tienen su historia…. a pesar de que hay varias teorías sobre el significado de las tres cruces (muchos las relacionan con las cruces de San Andrés), parece que la leyenda que más se posiciona es la de relacionarlas con las tres grandes desgracias que vivió en el pasado la ciudad… las inundaciones, los incendios, y la peste. ¿Por qué teoría te inclinas?

Amsterdam

Obsesión Bicicleta

Tenía que dedicar un apartado específico a este tema, válgame Dios, porque si hay algo que os va a sorprender mucho, mucho, cuando viajéis a estas tierras va a ser la mega-obsesión por las bicicletas y todos sus complementos…. se puede decir que el los Países Bajos éste es el medio de transporte rey y no me extraña porque no hay ni una sola cuesta en la ciudad!!!!

Amsterdam

Siempre te imaginas que vas a ver bicis si viajas a Holanda, lo que no te puedes imaginar en ningún caso es el enorme parque móvil de ellas que te vas a encontrar… en todos los rincones, por todas partes, en todos sus carriles bici… tanto es así que tienen preferencia absoluta sobre otros vehículos e incluso peatones, así que ojo al dato… prepárate para esquivarlas porque ellas no van a parar…. dan miedo, de verdad!!!!

Llueva, haga calor o frío, la gente se mueve en ellas, con una mano, sin manos, comiéndose un bocadillo, hablando por teléfono o chateando con el móvil… qué más da… lo hacen casi sin mirar!!!! es alucinante… van solos, con niños delante, niños detrás, en pareja, … da igual…

Amsterdam

Las encontraremos de mil colores, con salpicadero, cojín trasero, cestos de mimbre, cajas de leche, sillines forrados con bolsas, o deliciosamente decorados, tuneadas con flores, con cajones transportadores delante, o detrás, todo vale cuando se trata de bicis en Holanda!!!! Eso sí…. todas tienen algo en común y es ese aire vintage y un tanto decadente que las caracteriza…

Amsterdam

Tanta es la afición que hasta os encontraréis con parkings específicos… fijaros por ejemplo en el que hay al lado de la gran estación… es para alucinar… eso sí, procura llevar unos buenos candados porque los robos está a la orden del día…

Amsterdam

Yo me llevé un timbre vintage de flores de recuerdo para colocar en mi bici… y así cada vez que salgo con ella y escucho ese rin-rin me acuerdo de nuestro viaje y de la ansiedad bici que sentimos allí… jajaja

Amsterdam

Prueba de esta obsesión bici de la ciudad es que el objeto más rescatado y pescado de sus muchos canales son viejas bicis que se acumulan sin dueño… ¿Quién nos lo iba a decir, no?

Los tulipanes

Otro de los «must» de esta zona son los tulipanes… por eso visitar sus campos entre los meses de marzo y mayo es uno de los planes imprescindibles cuando viajas a los Países Bajos… apuntadlo en la agenda! Sí…. habéis oído bien, solo podréis ver los famosos campos y exposiciones de esta flor en esas fechas, así que tenédlo en cuenta al organizar vuestro viaje porque vale mucho la pena.

Os hablaré en otro post de nuestra experiencia en busca de los campos de tulipanes, así que no os preocupéis que os daré toda la información para que podáis disfrutar de este planazo a tope.

Amsterdam

Se cultivaban originariamente en el antiguo Imperio Otomano (hoy Turquía), de modo que se se importaron a Holanda en el siglo XVI y fue más adelante, cuando el botánico flamenco Carolus Clusius escribió un libro sobre esta flor cuando aumentó s popularidad y se arraigó a la zona para siempre.

En la época de floración hasta podréis deleitaros con tulipanes en la ciudad… porque los plantan en los grandes maceteros y parques que encontraréis en vuestros paseos, así que aprovechad y haceros una foto con ellos… son tannn bonitos!!!!

Los Quesos

Otra de las cosas en las que pensamos cuando visualizamos Holanda son sus quesos!!!! Y yo feliz, con lo que me gusta a mi catarlo… y es algo que vas a poder hacer muy fácilemente porque si hay un establecimiento que abunda en cualquier ciudad son sus queserías que reconocerás fácilmente porque suelen decorar su exterior con enormes quesos amarillos decorativos así que no hay pérdida!

Amsterdam

Te encontrarás con un montón de variedades de queso Gouda, Edam… que podrás degustar gratuitamente en muchas de sus queserías… si quieres llevarte quesos para casa no lo dudes porque te los envasarán perfectamente sin riesgo y de forma totalmente autorizada en los aeropuertos…

Amsterdam

Prueba a combinar los quesos con las diferentes cremas que suelen vender también en todas las queserías y que hacen que puedas combinar sabores salados y dulces sin ton ni son.

Sus casas

Este es otro de los temas que da para mucho y que os va a sorprender también un montón!!! Sus estrechas, torcidas e inclinadas casas!!!!

Lo primero, la vivienda en Amsterdam es carísima y ello se debe a la escasez de suelo que hay…. no olvidemos que la ciudad, al igual que gran parte del territorio, está ganado al agua y ese terreno es limitado exclusivamente al que hay entre sus canales. Esta es la razón principal por la que allí las casas son súper estrechitas y altas…

Amsterdam

También se caracterizan por estar torcidas hacia los lados, de manera que se apoyan unas en otras y aunque te de yuyu ellos viven tan tranquilos apoyando su pared en la del vecino… estas inclinaciones laterales se deben a lo blando e inestable que es el terreno que, al cabo de los años, tiende a ceder y de ahi el baile lateral… es más, nos contaba nuestro guía que los cimientos de las casas están hechos de troncos de madera que se cambian normalmente cada 50 años para garantizar que las casas sigan en pie… así es…

Amsterdam

Pero no queda aquí la cosa… la inclinación de las casas no solo es lateral, sino también frontal! Y es que si os fijáis bien, las casas se echan hacia delante y esto es para poder facilitar el movimiento de muebles por las ventanas de la fachada cada vez que se hace una mudanza… recordad que las casas son estrechas y aún más estrechas sus escaleras haciendo imposible mover cualquier cosa con ellas… a todas estas mudanzas ayudan mucho los ganchos preciosos que veréis en lo alto de sus fachadas y que sirven para que se muevan con poleas los muebles… me parece súper curioso, no?

Y no podemos dejar atrás otras casas curiosas que os encontraréis cuando paseéis por la ciudad: las casas barco flotantes que conviven perfectamente con el resto del entorno.

Los dulces

Me encanta probar los dulces de los países que vamos visitando y en el caso de Amsterdam no iba a ser menos… y es que si eres «lambón» lo vas a tener muy bien en los Países Bajos porque en el tema de lo dulce son verdaderos genios… me recordó mucho a los dulces que probamos en Bruselas y de los cuales te hablaba en este post.

Amsterdam

Te contaré qué no te puedes perder (fuera dietas!)…

  • Los gofres
  • Las galletas speculoos
  • Waffles con una especie de dulce de leche / toffe interior que os va a dejar enamorados
  • Pancakes ypoffertjes (como los pancakes pero pequeñitos) que os ofrecen deliciosas en muchos sitios y con miles de acompañamientos

La Marihuana y el Barrio Rojo

Amsterdam es una ciudad básicamente liberal y prueba de ello la encontramos en otras dos cosas que también os van a llamar la atención y de la que todo el mundo os hablará… su obsesión con la Marihuana y su Barrio Rojo.

La marihuana convive con la sociedad de forma natural, cosa que no puede dejar de sorprender, la verdad… esto lo comprobaréis cuando entréis en cualquiera de las tiendas de souvenirs y veáis mil productos con esta base… desde chupa-chups o muffins, hasta llaveros, camisetas, y demás merchandising…. para alucinar un buen rato, la verdad. A ello hay que sumar la abundante presencia de Coffee Shops en los que sorprendentemente no se consume alcohol, pero sí mucha «María» como autoconsumo… en fin, ahi os queda la información 🙂

Amsterdam

Dentro de esta tendencia liberal nos encontramos también con el llamado Barrio Rojo que debe su nombre a las luces que se encienden al caer la noche… qué queréis que os diga, ni nos acercamos a él porque ya lo conocí en su día y me pareció bastante denigrante… pero si queréis pasar a verlo en todo su esplendor hacedlo por la noche… a mí me impactó…

Planes geniales en Amsterdam

Amsterdam tiene muchísimo que ver y pasear: es una ciudad pequeña y muy llevadera porque es llanita así que no hay disculpa para no coger el callejero y lanzarse a patear, contemplando los canales, sus curiosas y preciosas casitas y palacetes, entrar en sus comercios, en sus queserías, mercados, mercadillos, …. todo es Amsterdam es interesante, pero aquí os voy a resumir los planes que no te puedes perder.

Contrata un Tour en Bici

Este es el súper planazo de todos los tiempos que no puedes dejar de hacer si viajas a Amsterdam y es que «donde fueres, haz lo que vieres», ¿o no?. Así que nosotros lo tuvimos claro desde el principio y quisimos contratarlo con los mejores: Ámsterdam en Bicicleta. Ana, además de ser un encanto, es una estupenda profesional, con un gran equipo de guías que te deleitará con un tour por la ciudad en Español, parando en los lugares de más interés y explicándote cosas interesantísimas. Así que ya sabéis… contactad con ellos y reservad!

Ámsterdam

El tour dura unas cuatro horas que se te van a pasar volando. Se hace íntegramente en bici, de modo que seguiréis a vuestro guía como un Neerlandés más, afrontando el reto de desplazarte por los carriles bici que se extienden por toda la ciudad, sorteando a los KamiKaces que os encontraréis por el camino :-). Iréis parando en diferentes lugares bonitos y a mitad del paseo podréis tomaros algo en compañía del resto del grupo. Muy recomendable.

Ámsterdam

Nosotros alquilamos 5 bicis, de modo que nuestro hijo pequeño iba en un tándem con su padre… ya os podéis imaginar lo divertido que fue para ellos descubrir la gran proeza de desplazarse en bici doble… jajaja, fue genial!!!

Haz un Paseo en barco por los canales

Otro de los planazos que no te puedes perder es contratar alguno de los muchos paseos en barco que ofrece la ciudad. Podéis contratarlo in situ en las muchas «paradas» que encontraréis en sus canales: os convocarán a una hora determinada y lo único que tendréis que hacer es acercaros a la parada cuando llegue la hora adecuada.

Una vez en el barquito os darán unos cascos que conectaréis en vuestro asiento, eligiendo el idioma, y podréis disfrutar sentados y a cubierto de las curiosidades que os irán contando a medida que el paseo avance por los canales… incluso saldréis de ellos y podréis ver la gran estación desde el mar, así como el estupendo museo Nemo, o los curiosos barcos en los que hacen los cruceros fluviales en toda la zona y que hacen escala en Amsterdam para alegría de los cruceristas 🙂

El paseo dura una hora y media más o menos y os dejará en el mismo punto de los canales en donde empezasteis el paseo: os encantará!!! Una opción perfecta si llueve o hace mucho frío, cosa por otra parte muy habitual en la zona.

Prueba sus dulces

Este es otro de los caprichos que no te puedes perder y es que, además, os lo van a poner muy fácil pues encontrarás cada dos por tres establecimientos en los que os prepararán todo lo que os pueda apetecer… la lista de dulces es inmensa pero si te vale de algo mi opinión, no puedes dejar de probar los waffles rellenos que está de muerte y los pancakes… los hacen deliciosos!!!!

Buscad un café que está en el Leidseplein enfrente del Casino de Amserdam que se llama De Vier Pilaren en donde os podréis tomar unos Panqueques que es como allí les llaman de mil tipos …. no sabéis cómo están!!!! Nosotros fuimos dos días a desayunar, no os digo más!!!!

Ámsterdam

Allí también tienen los Poffertjes que son esa especie de pastelitos mini que veis en la foto y que están de muerte también… no pude evitar fotografiar a los cocineros mientras trabajaban… huele tannnn bien!!!

Tomarte sus patatas fritas con mayonesa

También os vais a encontrar muchos puestos de patatas fritas que podréis comer en un cono, mientras seguís vuestro paseo y combinarlas con un montón de salsas… la más típica es la mayonesa…

Prueba sus quesos

Este es un planazo si te gustan los quesos como a nosotros…. podréis entrar libremente en las muchísimas tiendas de quesos que os vais a encontrar por toda la ciudad y probar gratis muchos quesos que os van a poner para catar… es un pecado porque están todos buenísimos!!! Los encontraréis de miles de sabores como el queso con pesto, o el queso de espárragos… es bastante curioso la verdad!!!

Nosotros probamos un montón y, además, nos trajimos para España bastantes…. jajaja… envasados al vacío y en perfectas condiciones de conservación, así que os animo a que hagáis lo mismo… así seguiréis catando Holanda ya pasado vuestro viaje.

Súbete a un tranvía

Otra de las cosas que os va a llamar mucho la atención cuando vayáis a Ámsterdam es la escasez de coches que os vais a encontrar y lo silenciosa que es la ciudad en este sentido… no se oyen coches, ni bocinas… es muy muy curioso porque sí que hay mucha vida… y es que esta tranquilidad y silencio viene dada en gran medida por sus tranvías eléctricos y por sus bicis que, como ya os contaba antes, son muy abundantes.

Los tranvías son grandes, y súper silenciosos, pasan cada dos por tres así que tened cuidado al cruzar! Es un medio de transporte económico y cómodo para moveros por la ciudad si lo necesitáis.

Visita el Mercado de las Flores

El mercado de las flores es un must si vas a Ámsterdam y es que  vale la pena acercarse a él y dar un paseo por los muchos puestos flotantes con los que os encontraréis. Abre todos los días en horario bastante amplio así que podréis acercaros en cualquier momento. Lo veréis rápido así que no os va a dedicar demasiado tiempo en vuestros planes.

Encontraréis flores naturales, en semilla, en bulbos para llevaros a casa…. ¡de todo para decorar muy floridamente vuestros hogares! Yo no me llevé nada porque ya tenía en casa varios tulipanes de madera que me había comprado en mi anterior visita y las flores se me mueren, así que, para qué probar suerte…. jajaja

Visita alguno de sus museos

Ámsterdam tiene una oferta genial de museos, así que seguro que encuentras tiempo para visitar alguno de ellos. La verdad es que solemos dedicar algunas horas en nuestros viajes en familia a visitar algún que otro museo pero, en esta ocasión, nos relajamos y no pudimos entrar en ninguno por falta de entradas. Así que no os pase a vosotros: sed previsores y reservar por internet porque sino os vais a quedar en tierra!!!

  • Casa de Anna Frank: me han hablado genial de él. Nosotros no fuimos al final porque la verdad es que teníamos el tiempo justo y me dio un poco de yuyu entrar los con los niños… quedará para la próxima… eso sí, reservad por internet porque sino es imposible encontar entrada!!!
  • Museo Van Gogh: quisimos ir porque nos encanta este artista, pero, lamentablemente, no había entradas… pecamos de confiados y nos quedamos en tierra!!! jajaja. Nos tuvimos que conformar con hacernos una foto con alguno de los pósters que vendían al lado del hotel 🙂
  • Rijksmuseum es una de las joyas de la ciudad, así que si os gusta el arte no dejéis de visitarlo. Nosotros nos tuvimos que conformar que cruzarlo en bici por abajo… una experiencia guay que os recomiendo, la verdad.

  • Museo de la Ciencia NEMO: teníamos nuestra visita al Museo de la Ciencia de Lisboa muy reciente, así que decidimos no visitarlo. Nos quedamos con las ganas de ver las vistas de la ciudad desde su tejado que creo que es genial y, además, gratis, así que ahi os dejo la idea.

  • Casa Museo Willet-Holthuysen: descubrimos este planazo mientras paseábamos en el barquito por los canales, cuando el audioguía nos habló de su existencia y de la posibilidad de visitar su interior y descubrir sus salones, su cocina su patio interior… por supuesto, nos lo apuntamos y allá fuimos. Compramos la entrada allí mismo, sin problema. Está situado a orillas de uno de los canales: ésta imponente casa palacio os encantará…. y es que tenía tantas ganas de ver uno de estos increibles casoplones por dentro!!!!

Descubre las Beguinas

Este es otro plan curioso es la ciudad y consiste en adentrarse en el llamado patio de las Beguinas, en pleno centro de Ámsterdam. Es un patio que parece haberse parado en el tiempo, rodeado de casas en las que vivían las Beguinas: mujeres que no pertenecían a ninguna orden de la iglesia, pero habían decidido dedicar su vida a ayudar a los necesitados.

Hoy en día siguen viviendo allí mujeres y, de hecho, una parte del precioso patio interior está cerrado al público, pero sí podréis ver la casa de madera más antigua de la ciudad y una iglesia oculta. Vale la pena acercarse hasta allí.

Pasea por las 9 calles

Te propongo un paseo por este barrio que te va a enamorar: prepárate para alucinar en el paseo porque te vas a encontrar con un montón de tiendas vintage, jóvenes diseñadores y cafeterías de lo más cool. Os va a chiflar!!!!

Descubre la calle de los 7 países

Otra de las misiones de este viaje fue la de localizar esta famosa calle que agrupa 7 casas inspiradas en 7 países y que, curiosamente, descubrimos que estaba justo a la vuelta de la esquina de nuestro hotel! Casualidades de la vida.

Es curioso verlas porque, además de ser muy monas, os gustará descubrir de qué país es cada una de ellas… aunque si os fijáis bien, lo pone en su fachada!

Piérdete en sus mercadillos

Ámsterdam dispone de una amplia oferta de mercadillos, que a nosotros nos encanta visitar en nuestros viajes familiares y en ésta ocasión no iba a ser menos…. así que visitamos tres, pero sin lugar a dudas el mejor fue el Albert Cuyp Market.

Lo que más me alucinó fue lo curioso de muchos de sus puestos y, especialmente, las tiendas de tela que me encontré en esa calle…. casi infarto…. si os gustan las telas como a mí, prepararos para hiperventilar… una muestra…

También estuvimos en el Dapper que me decepcionó un poco la verdad y en el Antiekcentrum, éste segundo dedicado en exclusiva a antigüedades y en donde encontraréis cosas muy muy curiosas… os lo recomiendo!!!! Además es cerrado por lo que podréis ir cuando llueva o haga mucho frío… mis hijas compraron allí unas láminas vintage ideales…

 

Pasea por el barrio Jordaan y busca las casas miniatura

El barrio Jordaan en precioso y tiene mucho encanto. Nosotros lo descubrimos, primero en Bici como parte de nuestro tour y, después, paseando. Os recomiendo que paseéis por sus calles y os fijéis en sus casas y entréis en alguno de sus patios interiores en los que descubriréis como micromundos en los que conviven tranquilamente sus vecinos y muchos, muchos gatos… con lo que a mí me gustan los felinos!!!!

El plan que os propongo en esta parte de la ciudad es de los que a mí me gustan…. de esos planes originales y poco conocidos de las ciudades que nos encanta probar y que consiste en descubrir las casitas miniaturas que se esconden entre dos edificios y que os encantará localizar :-). Coge tu callejero o consulta al Sr. Google para que os lleve hasta la calle Westerstraat, número 54 y allí os encontraréis con la gran sorpresa…

La historia cuenta que esas miniaturas tan monas fueron colocadas en ese pequeño espacio entre edificios por la agencia de publicidad que ahora se instala allí como homenaje a los números del 56 al 68 que antes se ubicaban en el patio interior que existía detrás de esas casas y que se cerró en su día para ganar suelo y espacio para construir nuevas viviendas.  ¡Os encantará descubrirlas!

Tómate algo en De Haalem

Con tanto paseo habrá que tomarse un descansito, ¿no? Para ello os propongo que nos desplacemos hasta el mercado gastro De Hallem. Se trata de un espacio gastronómico muy cool en el que encontraréis un montón de puestos en los que poder parar a tomaros algo en las mesas comunes que se extienden en toda la zona. Procurad ir fuera de horas punta porque sino os resultará complicado encontrar un hueco… está plagado de gente!!!!

A nosotros, de hecho es lo que nos pasó… nos fuimos uno de los días a cenar y encontrar una mesita en ese mercado fue una misión imposible y decidimos irnos a tomar algo al restaurante Kanarie Club que está allí mismo y que, aunque está fuera del entorno de los puestos, es enorme y está genial para comer tranquilamente y sin tantísima gente.

Y hasta aquí el post dedicado a Ámsterdam: espero que os de muchas pistas e ideas para preparar vuestro viaje a esta ciudad tan estupenda y con tanto ambiente…. perderos por sus calles y descubrir sus rincones con tanto encanto…

Y no olvidéis llevaros algún souvenir de recuerdo…. un timbre mono para vuestra bici, unos quesos ricos, unos bulbos de tulipán…. así os acordaréis de vuestra estancia en este lugar tan peculiar 🙂

Y si queréis más planes en la zona, esperad al próximo post en el que os contaré todos nuestros planes en los alrededores de Amsterdam… conociendo un montón de rincones y pueblos con encanto que os van a terminar de enamorar….

Muchos besos y… a seguir viajando con Ana

 

Posts Relacionados

2 comentarios en “Qué ver en Amsterdam

  1. Aporto mi granito a quien se anime a visitar Ansterdam. Estuvimos en el verano de 2017. Mi intención era preparar algun post y al final nada. Tengo que recuperar fotos y preparar alguno y compartir el apartamento dde nos hospedamos que era una pasada!!
    Nos si visitamos la casa de Ana Franck y aunque se que mi hijo cuando aquello con 5 años se entero de poco, mi hija con 8 si y nos dio para hablar mucho del tema. De hecho, rescate el Diario que yo lei cuando era joven y lo tiene ahi esperando cdo llegue el momento de su lectura.
    El Museo Van Gohg pasada total, muy recomendable.
    Tambien hicimos un tour andando que ya se ha convertido en un imperdible a cualquier ciudad que vamos porque te situa y te cuentas muchas curiosidades.
    Deseando leer la 2 parte del post que supongo que es de la visita a los pueblitos que te enamoran!!
    No me enrollo mas…nos volvimos cargados de quesos y de waffles…ñam, ñam!!!

  2. Querida Ainhoa! Me encanta ver que también lo habéis disfrutado. Es una ciudad sorprendente, la verdad. Me quedó pena al final de no visitar la Casa de Ana Frank! Así tenemos disculpa para volver. Deseando ver ese post! Y sí, la segunda parte la he dedicado a los pueblos de alrededor que son un complemento perfecto para el viaje :-). Mil besos!

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.